Lo sabemos todo antes

Logo de Terra Entretenimiento
Este portal esta auditado por OJD
martes, 23 de Diciembre de 2014

Lo sabemos todo antes

El cocinero estrella de laSexta nos habla de su salto a Antena 3 con el nuevo talent culinario, que "no tiene nada que ver con el de La 1". "Aquí prima la motivación profesional". "Es muy difícil juzgar a alguien de mi altura".  ¿Cuál será su papel? "Yo haré de Alberto Chicote, que lo hago de cine". Sobre el premio: "No serán solo monedillas...". No teme la saturación de formatos de cocina en la TV. "Es la mejor idea multiplicada por 10"

26.07.2013

Primero fue ‘Pesadilla en la Cocina’, después ‘MasterChef’ y ahora ‘Top Chef’ ¿Qué opina de esta explosión de programas culinarios en el prime time de las cadenas?

Que haya programas de cocina en prime time que hagan que la gente se enamore de la comida, de la cocina y de los cocineros me parece la mejor idea del mundo multiplicada por diez. Así que, fantástico.

¿Ve como un inconveniente arrancar después del éxito de ‘MasterChef’? Las comparaciones van a ser inevitables…

Los programas son completamente diferentes. Aquí la gente que compite son profesionales, compiten por demostrar quién es el mejor. Hay un componente de motivación profesional que es completamente diferente al de otros programas. Yo creo que la mayoría de los países en los que triunfan MasterChef y Top Chef compaginan la emisión de uno y de otro y conviven durante muchísimo tiempo.

¿Cuáles son las diferencias básicas entre ‘MasterChef’ y ‘Top Chef’?

Top Chef es un talent culinario de profesionales. Ellos vienen a demostrar quién es el mejor profesional que está en activo, dirigiendo sus propias cocinas y su propio restaurante, y esto me parece que es absolutamente determinante porque es la prueba de que ambos formatos no tienen nada que ver. El propio espacio en el que cocinan tampoco tiene nada que ver. Compartimos seguramente, la segunda parte del nombre, “Chef”, pero poco más.

¿Hay algún plato que le haya impresionado especialmente de los que ha visto hasta el momento en las grabaciones?

Cada prueba es completamente diferente. Cada momento no tiene nada que ver con el anterior. Nosotros no tenemos pruebas iguales en las que cambiamos el producto. Aquí las pruebas son distintas. Cada día hay una motivación y un hilo conductor diferente. No puedo decir cuál es el plato que más me ha enamorado de lo que he visto hasta ahora porque hemos visto muchísimas cosas y muchísimas fantásticas y sobretodo con una raíz y un motivo diferente. Aquí cada prueba está pensada para llevar a la gente al límite. No es solamente cocinar un plato u otro, sino mucho más. Vais a tener que verlo. Si lo cuento sería como desvelaros el truco de magia.

¿Qué papel va a jugar cada uno de los miembros del jurado en el programa?

El papel de Ángel está clarísimo, es de Ángel, Susi hace de Susi, que lo hace muy bien, y yo hago de Alberto Chicote, que lo hago de maravilla, porque no sé hacer de otra cosa. Yo del que mejor sé hacer es de Alberto Chicote, lo hago de cine, lo hago mejor que nadie del mundo. Esos son nuestros papeles. Estamos aquí por ser lo que somos, no para hacer de nadie más. Esto es algo que desde el principio estaba clarísimo, cuando se planteó formar el jurado de Top Chef.

¿Qué pruebas vamos a ver?

Son todas muy variadas. Tenemos varias durante cada programa y nunca vais a ver repetido nada. Cada vez vamos a llevar a los candidatos un pasito más allá. Nosotros siempre planteamos una dificultad añadida a cualquier cosa, porque son profesionales y son gente de talento, si fueran otro tipo de candidatos bastaría con decirles “Cocíname un cangrejo”, pero son profesionales, así que si es “Cocíname un cangrejo” será “Cocíname un cangrejo haciendo el pino”. Nosotros buscamos siempre un nivel de dificultad añadido para que ellos den más de sí mismos. Esa es la esencia de las pruebas del programa. Luego, lo dicho, cada día vais a ver pruebas diferentes, no tienen nada que ver una con otra. Yo todavía me sigo sorprendiendo.

¿Con cuántos concursantes arranca ‘Top Chef’?

Arrancamos con 15 concursantes. Hay un abanico de edades que van desde los 22 hasta los 63 años. Entre ellos hay profesionales muy conocidos, pero no puedo revelar todavía sus nombres. Son todos gente de cocina pero todos de muy diferentes lugares, tanto geográficamente hablando como del tipo de cocina o de líneas de trabajo. Unos son más clásicos, otros más vanguardistas, unos tienen restaurantes chiquititos y otros se dedican a restaurantes grandes. Es decir, vamos a ver cómo diferentes profesionales interpretan la cocina, interpretan su pasión, de un modo diferente enfrentándose a la misma prueba en ese momento.

¿Cuál será el premio?

El premio no lo puedo decir hasta septiembre porque incluso para los concursantes también es una sorpresa. Pero no serán sólo “monedillas”…

En Pesadilla en la cocina le ha tocado lidiar alguna vez con cocineros con los que tenía una relación personal y/o profesional. ¿Aquí se va a encontrar también con conocidos?

Sí, varios. Porque este mundo de la cocina es relativamente pequeño y nos conocemos casi todos y cuando estás tratando con gente con talento y gente buena pues el abanico tampoco se abre tanto. Tampoco hay tanta gente potente en el país. Entonces, pues sí. A unos los conocía más y a otros menos. A muy pocos no los conocía de nada.

¿Es complicado juzgar a un compañero que puede incluso estar a su altura profesional?

Muy complicado. La labor de jurado de Top Chef es realmente difícil porque hay gente con mucho talento, con mucha ilusión y con muchas ganas, que lo está echando todo en la cocina cada día y tener que decirle a alguien “Hoy tú has sido el peor” no es nada fácil.

¿Ha notado diferencia entre trabajar en un plató, que es una realidad prefabricada, a trabajar en escenarios reales?

No. Aquí lo único prefabricado son las paredes. Lo demás es todo muy de verdad. Los cocineros son de verdad, los concursantes son de verdad, Susi, Ángel y yo somos de verdad… En realidad, lo que es diferente es la forma de enfrentarte a ello. En el momento en el que suena el primer golpe de cuchillo o la primera sartén es una cocina grande muy bonita llena de cocineros.

Al reunirse a tantos cocineros, ¿ha surgido algún tipo de confrontación profesional entre ustedes?

Nosotros tenemos la ventaja de que todos los candidatos nos entienden a nosotros como gente que tiene una autoridad profesional, es decir, que no somos unos recién llegados a este oficio. No somos unos recién llegados desde el conocimiento profesional no acabamos de llegar, todos llevamos un montón de tiempo y tenemos un prestigio. Entonces, aunque les pueda sentar bien o mal alguna crítica o juicio de su trabajo, ellos saben que estamos siendo lo más honestos posible con el trabajo que están haciendo y con nuestra propia pasión, que es la cocina.

 

Etiquetas

Prohibida la copia, reproducción, difusión o distribución total o parcial de los contenidos de vertele.com por cualquier medio (material, electrónico, digital, etcétera), sin autorización por escrito de Vertele.